El aumento de casos de COVID-19 volvió a colocar a Piura en el nivel más alto de alerta sanitaria. Entre las restricciones está la ampliación del toque de queda y la inmovilización de vehículos particulares los domingos.

Junto a Piura también se encuentran en riesgo extremo las provincias de Andahuaylas (Apurímac), Huaylas (Áncash), Huamanga (Ayacucho), Cusco, Ica, Chupaca y Chanchamayo(Junín). Además de Trujillo y Pacasmayo (La Libertad), Barranca, Huanca y Huarochirí (Lima), Alto Amazonas (San Martín), Tambopata (Madre de Dios), Coronel Portillo (Ucayali), Puno y Tumbes.

Para las provincias que se encuentren en este nivel de riesgo regirá una inmovilización social obligatoria los días domingos. El resto de días de la semana habrá toque de queda desde las 9 p. m. hasta las 4 a. m.

Con respecto a los aforos, para los restaurantes y afines será del 30%, se permitirá el servicio de delivery de 4 a. m. a 11 p. m. Las tiendas de abastecimientos como supermercados, bodegas y farmacias, y entidades financiaras tienen autorizado a tender al 40% de capacidad. En cambio, los centros comerciales solo se les permite el 20% de aforo.

Los casinos, tragamonedas, gimnasios, cines teatros, artes escénicas, iglesias y centros de culto no están autorizadas a funcionar. Asimismo, estará prohibido el ingreso a las playas y el funcionamiento de clubes y asociaciones deportivas.

Envíanos tu comentario:

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí